En las relaciones que tengamos a lo largo de nuestras vidas, nos enfrentaremos a varios retos. Por ejemplo, conocer a la familia de tu novio… Pff, qué nervio, ¿no? A ver si le caes bien a sus papás (sobre todo a su mamá, que no quiere a cualquiera para su hijito adorado),y si tiene hermanas, agárrate, sabes que como mujer resulta un poco más difícil ganarte a sus parientes femeninos. Sin embargo y afortunadamente, la mayoría de ellas al final de cuentas conocen y tienen claro dos cosas: respeto y distancia. Sí, se mantendrán al margen de la relación que tengas con tu novio. Tal vez expresen algún comentario sobre ti, pero no interferirán en lo absoluto. Todo bien, ¿no?

Ahora, qué tal lidiar con el fantasma o la todavía presente exnovia que decide no dejar en paz a tu chico. Que la pobre no quita el dedo del renglón y lo busca sin control. NEFASTO. ¿Podemos empeorar la situación? ¡Claro, siempre se puede! La “mejor” amiga incómoda entra en escena. Y aunque nuestro hombre en turno nos jure que no hay de qué preocuparse porque él no quiere estar con ninguna de las dos, nosotras dominamos que tanto una como la otra representan un PAIN IN THE ASS. ¿Y cómo no? Hello! O sea, el problema de varias ex es que no tienen dignidad y no comprenden que su momento terminó. Ok, si el hombre en cuestión sigue soltero, se vale hacer la luchita, pero ya no cuando está saliendo o ya anda con alguien más. Respecto a la best friend, es obvio que la amistad entre hombres y mujeres existe pero tiene un límite, punto. Y no está cool que anden como “compadres” por todos lados y que en la peda se le aviente. NO, NO, NO. Esa reina debe buscarse una mejor amiga o un novio, porque su “mejor amigo” ya está ocupado. Y no significa que la deje de querer o que ya no le importe, pero es más que justo que le de el lugar a la novia.

Como conclusión, tu novio debe ponerles un alto. Tan-tan. Pero a los hombres les cuesta muchísimo dar ese paso. No sabemos exactamente qué les pasa en la cabeza (lo investigaremos), así que mientras tanto y si no lo hace de forma determinante, debes -de manera inteligente- marcar tu territorio. Es más fácil sacar del panorama a la ex, así que tampoco le inviertas tanto tiempo. Un “ya no me late que te busque” de forma determinante puede ser más que suficiente. Para contener a la mejor amiga tendrás que ganártela. Ni modo, es parte de su mundo. Tal vez ella siga con un crush con él, así que por más acercamientos que ellos tengan, no te malviajes. Lo más importante es que confíes en tu chico. Él decidió estar contigo y te lo está demostrando. Eso sí, en cuanto veas que cualquier otra vieja se le avienta, no dudes -de forma muy polite– dejarle claro que tu hombre no está disponible. Las zorras abundan y no entienden razones. Muchas veces hay que domarlas, y quién mejor que nosotras que queremos un mundo mejor.

 

Y pobre si el novio te descuida, eh. Porque seguro habrá otros hombres detrás de tus huesitos… Que lo sepa, YOU ARE THE CATCH!
Daf