Cómo mudarte sola sin morir en el intento

Al fin, después de tantos roomies y una que otra mala experiencia, decidiste (después de haber ahorrado) mudarte sola. Ya le diste la noticia a todo mundo y obvio están felices por ti, pero ahora que comienzas una nueva aventura debes de tener en cuenta lo siguiente.

Busca tu depa en sitios confiables; hay mucha gente estafadora
Te recomiendo tres caminos: haciendo scouting tú sola, buscando una inmobiliaria o en sitios seguros. Cuando lo encuentres, asegúrate de pagar solo cuando firmes el contrato y por favor, quédate con una copia del mismo. En él debes establecer los días en los que pagarás tu renta.

Ya encontraste el ideal, ahora, los muebles y decoración
Lo primero que debe llegar es tu cama (antes que la tele, sorry), segundo el refri y por último la sala o sillones; todo dependerá del espacio que conseguiste. No olvides considerar tu presupuesto. No te emociones tanto y compra las cosas poco a poco, ya que no es nada barato decorar, a menos claro que seas chica DIY y hagas tus propios muebles.

En Instagram y Pinterest podrás encontrar muchísimas fotos que te servirán de inspiración, solo basta con hacer una simple búsqueda y te aparecerán miles de opciones. Además, hay muchísimos sitios en los que podrás encontrar buenos muebles de diseño mexicano. Por ejemplo, en GAIA están a buen precio e incluso hasta con ofertas (muchas veces, comprar en línea es más barato). También es cómodo que te los envíen a tu nueva dirección y así te ahorras un poco en no ir por ellos.

La mudanza
Definitivamente, lo más tedioso. Ahora que ya tus muebles están en camino a tu nuevo hogar, a ti te toca empacar todo. Como consejo, tómate 2 fines de semana para hacerlo. El primero es para desechar todo aquello que no ya irá a tu nueva casa; lo que puedes donar o vender para así tendrás menos carga. New beginning! 

El segundo fin ve a Home Depot o Walmart y compra las famosas cajitas Sterilite, ya sean las transparentes o las de color sólido. Créeme, son la mejor inversión para cuando te vuelvas a mudar porque les cabe mucho y son resistentes. Ya que tengas las cajas, etiquétalas con todo lo que vayas a meterles, para que así sea más fácil desempacar.

No olvides que un día antes de que llegue tu mudanza tienes que hacer una limpieza de tu nuevo depa, para que elimines cualquier suciedad de los inquilinos previos y de paso, las malas vibras. Si deseas una buena “limpia”, mándame un tuit y te paso el contacto. 😉

Insumos
Si vives con roomies, muchas cosas siempre se iban a la mitad, pero ahora que estás sola eso se acabó. Necesitarás comprar un set de limpieza (escoba, trapeador, recogedor, cepillos, jergas, etc), un garrafón (es más práctico que comprar las botellas de 10 lt), papel de baño (te recomiendo de los paquetes de 18, así te olvidas de comprar como en 4 meses), platos y cubiertos. Para tu despensa, comida que sepas que vas a consumir (y enlatados que te sacarán de más de un apuro), porque muchas veces cometemos el error de comprar a lo loco y al final todo se echa a perder. ¡Fatal!

Pago de servicios
Por último, sé práctica. Puedes pedir tu servicio de limpieza por Aliada y para lavar tu ropa por Zolvers o Lavadero. También liga los pagos de servicios a tus tarjetas para que jamás te corten el gas, luz o internet y te evites las filas en los centros de atención.

Solo me queda desearte lo mejor en esta nueva etapa y espero mi invitación al open house. 😉

Estefania Liahut
Estefania Liahut

La chica "How to"

También conocida como "L'enfant terrible". Estratega digital y mina louca.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.